Excepciones a la obligación de facturar

Contabilidad y fiscalidad Impuestos y Finanzas
Excepciones a la obligación de facturar
Pedro González
Escrito por Pedro González
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (No hay valaraciones)
Cargando…

Aunque parezca mentira, hay algunas situaciones donde los empresarios no tenemos la obligación de realizar facturas online a un cliente, te contamos cuáles son y su régimen.

Introducción

En este caso, debemos fijarnos en las últimas modificaciones del Reglamento de Facturación, donde se establece esas excepciones a la hora de facturar.

Estas modificaciones surgen a raíz de la reforma de la Ley de IVA, sobre todo del régimen de agencias de viajes y los nuevos supuestos de sujeto pasivo.

Como novedad fue la obligación de expedir factura, ya que contempla, casos en los que no se exigirá, como servicios financieros y seguros que están exentos de IVA, no obstante, esta obligación persiste en las operaciones interiores.

Todo viene especificado en el artículo 3 del Reglamento de facturación, establece aquellas actividades que no tienen la obligación de facturar, salvo unos supuestos establecidos en el artículo 2.2:

  • Aquellas que los destinatarios sean empresarios o profesionales
  • Entregas de bienes destinadas a otro estado miembro al que se refiere en el artículo 25 LIVA
  • Las entregas de bienes a las que se refiere el artículo 68
  • La entrega de bienes expedidos o transportados, fuera de la Comunidad Europea
  • La entrega de bienes que van a ser objeto de instalación y montaje
  • Las destinadas a personas jurídicas

Excepciones a la obligación de facturar

Regímenes especiales del IVA

En el artículo 20 de la Ley IVA, se contemplan todas las actividades que están exentas de IVA, en un principio, si desarrollas alguna de estas actividades no tendrás que emitir factura, pero como ocurre siempre, hay excepciones:

  • Las operaciones exentas del IVA, en virtud de su artículo 20, con excepción de los servicios sanitarios y de hospitalización, las entregas de bienes inmuebles y las entregas de bienes exentas por no haber se podido deducir el IVA soportado.
  • Todas las actividades que se engloban dentro del recargo de equivalencia, como los comerciantes minoristas.
  • En las actividades realizadas por empresarios incluidos en el régimen de la factura simplificada, si se transmitieran activos habría que emitir la factura.
  • En algunas ocasiones, que sea autorizado por la Dirección de Gestión de la Agencia Tributaria, con el fin, de evitar perturbaciones en el desarrollo de la actividad económica.
Te interesará  Gastos deducibles sin factura: Todo lo que debes saber

No obstante, existe la obligación de emitir factura cuando el destinatario de uno de los cuatro supuestos anteriores, sean empresario o profesional, igualmente, un particular podrá ejercer su derecho, además de cuando vayan destinadas a Administraciones Públicas o personas jurídicas que no actúen como empresa.

Las operaciones realizadas por el régimen de agricultura, ganadería y pesca, sin perjuicio de tener que expedir un recibo agrícola, por el reintegro de las compensaciones, si a su vez, han adquirido los bienes y servicios a empresarios y profesionales acogidos al citado régimen especial.

Igualmente, las operaciones financieras y de seguros, de cualquier naturaleza y destinatario, e incluso si actuaran como empresario o profesional, con las excepciones de las operaciones sujetas y no exentas que se encuentran en el Territorio de aplicación del impuesto u otro Estado Miembro.

Obligación de emitir factura cuando la operación es no sujeta

En el Reglamento de Facturación se recoge la obligatoriedad de expedir factura cuando la operación esté exenta y no sujeta, salvo algunas excepciones, ya que, la finalidad que tiene la emisión de la factura es reflejar la operación comercial realizada entre ambos individuos.

Hay que tener en cuenta, que estas operaciones pueden no estar sujetas a IVA o exentas, pero sí a retención o viceversa, sin embargo, las operaciones no sujetas a IVA, no estarán sujetas a retención, por ejemplo, una provisión de fondos.

Es importante, no confundir suplidos con provisión de fondos, ya que los suplidos formarán parte de la factura, pero no estarán incluidos en la base imponible ni sujetos a IVA, mientras que la provisión de fondos, según se ejecute el trabajo contratado, habrá que ir facturando tanto el IVA como la retención correspondiente.

Excepciones a la obligación de facturar

Otros documentos de facturación

El tique se podrá expedir cuando el importe no supere 3.000 euros (IVA incluido) y se refiera a este tipo de actividades:

  • Ventas al por menor y que el destinatario no sea empresario o profesional.
  • Ventas o servicios en ambulancias
  • Ventas o servicios a domicilio
  • Transporte de pasajeros y equipaje
  • Servicios de hostelería y restauración
  • Salas de bailes y discotecas
  • Servicios telefónicos mediante cabina o tarjeta
  • Servicios de peluquería y estética
  • El uso de instalaciones deportivas
  • Revelado de fotografía
  • Aparcamiento de vehículos
  • Actividades de videoclub
  • Tintorerías y lavanderías
  • Autopista de peaje

Estos tiques como mínimo, deben tener el siguiente contenido:

  • Número y serie
  • DNI y datos personales del expedido
  • Tipo impositivo o la expresión “IVA incluido»
  • Precio total

Escribir un comentario

Sobre el autor

Pedro González

Pedro González

¡Hola! Soy Pedro.Autor en Billin viviendo en Madrid, España. Me encanta escribir sobre todo lo relacionado con Negocio, Economía, y Empresa. Además, estoy interesado en emprendimiento y finanzas. Puedes leer todos mis artículos haciendo click sobre el botón de abajo, ¡espero que te gusten!