¿Qué es un seguro de responsabilidad civil para empresas?

Management Más leídos
seguro responsabilidad civil empresas
Alejandro Castellano
Escrito por Alejandro Castellano
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, una media de: 5,00 de 5)
Cargando…

Si quieres conocer todo lo relacionado con el seguro de responsabilidad civil para empresas visita nuestro artículo e infórmate de lo que debes tener en cuenta y si estás obligado a tenerlo presente.

¿Qué es la responsabilidad civil de las empresas?

Los seguros de responsabilidad civil para empresas sirven para reparar los daños físicos, materiales o inmateriales que se generen a un tercero.

Con estos seguros para empresas se protege tanto el producto inmovilizado o en tránsito de la propia empresa, como los posibles daños que se pudieran causar a otra persona.

Veamos las condiciones que presenta esta responsabilidad civil:

  • La acción se realizará por la persona presuntamente responsable.
  • Se lleva a cabo un hecho ilícito.
  • La culpabilidad de la persona responsable vendrá causada por la falta de previsibilidad en el daño o en la intencionalidad.
  • Producir el daño a un tercero.
  • Consecuencia directa de dicha acción u omisión.

Estos seguros de responsabilidad civil para empresas nos garantizan la contratación sobre distintas actividades, serán personalizados, podrás contratar una póliza de Suma Asegurada, bien por un siniestro o por víctima, con un amplio ámbito geográfico y con la flexibilidad necesaria según tu actividad.

Se consigue una protección frente a reclamaciones por daños causados a terceros dentro de la actividad de la empresa.

Cuando se produce un siniestro, la empresa aseguradora, te ofrecerá una defensa jurídica y la garantía de fianza que puedan ser exigida judicialmente.

¿Qué cubre el seguro de responsabilidad civil de las empresas?

Dentro de todas las coberturas posibles de responsabilidad civil podemos encontrarnos las siguientes:

  • Explotación: nos referimos a los daños indemnizables por el desempeño de la actividad empresarial que hayamos causado a un tercero
  • Inmobiliaria: recoge los daños materiales y personales por las edificaciones de propiedad
  • Locativa: los daños materiales ocasionados en edificaciones donde el asegurado es el inquilino y desarrolla diversas actividades
  • Patronal: recoge los daños personales de los empleados, que vengan causados por un accidente laboral
  • Subsidiaria: los daños personales y materiales causados por subcontratistas o empleados de ellos
  • Cruzada: cubre los daños causados a los empleados de los subcontratistas
  • Posteriores a trabajos: recogerán todos los daños personales y materiales que puedan recibirse después de finalizar los trabajos
  • Productos: se incluyen los daños materiales o personales que se puedan recibir por productos que se hayan distribuido o fabricado
  • Profesionales: esta cobertura recoge todas las reclamaciones provocadas por actos profesionales erróneos a la hora de ejercer una actividad profesional

¿Son obligatorios los seguros de responsabilidad civil para empresas?

Según el sector al que pertenezcas, su normativa específica determinará cuando es o no obligatorio el seguro de responsabilidad civil y sus cuantías mínimas.

A la hora de crear una empresa, la Administración nos informará de si nuestra actividad determina una obligación en el seguro de responsabilidad civil.

En el caso de que venga establecido legalmente su obligatoriedad, será un instrumento de seguridad tanto para los usuarios como para los propios empresarios y autónomos, ya que, cualquier incidencia no paralizará su negocio.

Además, aunque no fuera obligatorio, si es recomendable su contratación, ya que, cubriría la reparación de un daño personal o material a otras personas, siempre que sea provocado por nuestras acciones u omisiones.

Este tipo de seguro nos generará muchas ventajas con respecto a los consumidores y al propio empresario, ya que, no podrían asumir los riesgos que pueden generar ciertas actividades, como, por ejemplo, los viajes, la seguridad, el transporte, etc.

Listado de algunos de los mejores seguros de responsabilidad civil para empresas

Veamos un ranking para el año 2020 de los mejores seguros de responsabilidad civil para empresas, las cuales pueden enfrentarse a un coste en indemnizaciones que no puedan cubrir:

  • El seguro de Responsabilidad Civil de Mapfre: cubre actividades agrarias y ganaderas, explotaciones agrícolas, maquinaria agrícola, cooperativas agroalimentarias, fábrica de piensos, actividades fitosanitarias, empresas servicios forestales, instalación y distribución de energía, cotos de caza, comunidad de regantes, etc.
  • El seguro de Responsabilidad Civil de Allianz: cubre actividades de industria y comercio, agropecuaria, construcción, ocio y tiempo libre, profesionales de la enseñanza, etc.
  • El seguro de Responsabilidad Civil de Zurich: protege posibles infracciones de responsabilidad medioambiental, responsabilidad profesional, gastos de defensa, propiedad industrial, etc.
  • El seguro de Responsabilidad Civil de Axa: para empresas de la construcción y empresas Start up.
  • El seguro de Responsabilidad Civil de Hiscox: cubre aquellos errores cometidos durante el desarrollo de una actividad que pueda generar un perjuicio económico, se incluyen más de 150 actividades profesionales
  • El seguro de Responsabilidad Civil de SingularCover: Con soporte y totalmente personalizado y a medida para tu empresa.

Un seguro responsabilidad civil para empresas es importante para estar protegido en muchos casos en los que puedes tener incidentes incontrolables. Como no todos los negocios son iguales lo ideal es contratar uno que se adapte a tus necesidades.

Escribir un comentario

Sobre el autor

Alejandro Castellano

Alejandro Castellano

CMO en Billin.net - CMO B2B SaaS. Emprendedor y experto en marketing y ventas B2B para plataformas SaaS. Gestionando equipos multiculturales e internacionales durante más de 10 años. Fundador y CEO en diversas startups. Persona emprendedora, orientada a resultados y con un profundo conocimiento del sector tecnológico. Acostumbrado a trabajar bajo presión y asumiendo alto riesgo.