¿Cansado de generar facturas con Excel o Word? Accede con el cupón GLOSARIO y disfruta de 2 meses gratis
glosario contable>Vida Útil

¿Qué es Vida Útil?

La Vida Útil se refiere al periodo de duración que se espera que se pueda usar el activo de una sociedad.

Veamos su definición formal, cuál es la Vida Útil de un activo y su diferencia con la depreciación.

¿Qué es la Vida Útil?

La Vida Útil es el periodo de tiempo que se espera utilizar un activo de una empresa, bajo una actividad económica eficiente.

Como Activo fijo de una empresa nos referimos a bienes que tienen una duración dentro del ciclo económico superior a un año.

Este periodo de Vida Útil está relacionado con la eficiencia económica de un activo, más que con su capacidad productiva.

Por ejemplo, un equipo informático con el paso del tiempo, no admitirá descargas de nuevos programas, aunque sí siga funcionando, de ahí, que su vida útil sea más corta.

¿Cuál es la Vida Útil de un Activo?

Todos los Activos fijos tienen una Vida Útil, es decir, un tiempo estipulado para su funcionamiento, el cual, se marca en periodos anuales.

La Agencia Tributaria emite una tabla de amortización para el Impuesto de Sociedades, donde clasifica cada Activo según la duración en el ciclo económico de la empresa.

Hay que tener en cuenta los diferentes tipos de Activos que pueden clasificarse dentro del balance de una empresa:

  1. Activos fijos: se refiere al mobiliario, oficinas, vehículos, equipos informáticos, etc., su principal función es garantizar el funcionamiento de la actividad económica, y, no generarán liquidez a corto plazo
  2. Activos circulantes: se refiere a aquellos activos que forman la liquidez de la empresa o que se podrían convertir en líquido a corto plazo.

Si te encuentras tributando en módulos, quizás pueda interesarte cómo realizar la amortización.

Diferencia entre Vida Útil y Depreciación

A la hora de poder calcular la amortización o la depreciación de un inmovilizado, se necesita conocer la Vida Útil de dicho activo, además de su valor residual

La depreciación de un activo se puede calcular por distintas vías, aunque la más conocida es el método de las cuotas constantes o lineales, que consiste en:

Siempre habrá que tener en cuenta que el periodo de Vida Útil podría ampliarse, debido a reparaciones y mejoras realizadas sobre dicho activo.

Desde Billin, el programa de facturación de empresas y autónomos online, te ofrecemos más información sobre términos contables y financieros.

Pedro González

Autor en Billin. Pedro Gonzalez es el content manager que se asegura de que todo el contenido de Billin sea veraz, auténtico y de utilidad para ti.