Qué es el Cash Flow y cómo se calcula en tu empresa.

Management Negocio
que es el cash flow de una empresa
Pedro González
Escrito por Pedro González
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, una media de: 5,00 de 5)
Cargando…

El Cash Flow de una empresa es uno de los factores más importantes para cualquier Pyme. Por esa razón creemos recomendable explicarte en qué consiste y cómo debes aprovecharlo para garantizar la rentabilidad de tu empresa.

¿Qué significa Cash Flow o flujo de caja?

En primer lugar hay que identificar qué es el Cash Flow, algo que no es tan fácil como pudiéramos pensar.

La traducción literal es «flujo de caja», referido en el lenguaje empresarial a la liquidez contable de una empresa. Por tanto, se encarga de identificar el dinero que entra y sale (física o digitalmente) en la empresa. Es el dinero que puede utilizar la empresa de forma inmediata por así decirlo.

El CashFlow de una empresa no son los resultados económicos, es el dinero real que tiene en la caja para operar.

La confusión viene por el hecho de que muchos profesionales lo confunden con los resultados económicos de una empresa. Pero no es lo mismo.

Los resultados de una empresa permiten saber cuántos ingresos se facturan en función de cuántos gastos se producen. Esto no significa que exista dinero en la empresa. Puede haber una alta cantidad de ingresos y un cash flow negativo.

¿Cómo calcular el Cash Flow?

El cash flow se basa en dos valores que están presentes en cualquier libro de contabilidad, los ingresos y los egresos o gastos.

Estos ingresos hacen referencia a los cobros por ventas realizadas, por deudas anteriores que se amortizan ahora, así como de préstamos realizados, etc.

Los egresos, en cambio, se basan en el pago de impuestos, alquileres de instalaciones, de facturas, así como también del pago realizado de los salarios o las cuotas de un préstamo.

¿Cómo aprovechar los datos ofrecidos por el Cash Flow neto?

Ahora ya sabemos que el cash flow nos permite analizar la contabilidad práctica de una empresa, su estado de liquidez al día. Conocer esta información nos va a servir para muchas cosas.

El flujo de caja de una empresa

La más importante de todas es que nos permite analizar la rentabilidad de la empresa.

Si es negativo, es posible que necesitemos inversión externa para evitar quedarnos sin liquidez en el futuro.

Si es positivo, la empresa se vale por sí misma para afrontar los pagos periódicos y posiblemente también los imprevistos.

El cash flow económico, en cuanto a recursos

Sobre todo nos permite invertir y prevenir. Si tenemos un clash flow positivo durante mucho tiempo, es posible que tengamos excedentes de recursos económicos, que podemos aprovechar para hacer crecer a nuestra pyme.

En el lado contrario, podemos identificar una tendencia a la baja en el flujo de caja, hacia valores negativos que nos animan a realizar un plan de contingencia, es decir, acciones con las que evitar quedarnos en el futuro sin dinero para hacer frente a algunos pagos.

La importancia del Cash flow operativo y el cashflow libre

Es importante, además, verlo en perspectiva.

Un mes en negativo no implica necesariamente que la empresa esté en una tendencia a la baja. Si podemos equilibrar los meses negativos con otros en los que ha sido positivo, tendremos un estado económico de la pyme siempre óptimo, dado que podremos afrontar meses de pocos ingresos con cash flow excedente de meses anteriores.

Con un cash flow equilibrado y, en la medida de lo posible en positivo y unos resultados globales también óptimos, podremos confirmar que nuestra empresa está yendo por el camino correcto. Si dispones de un programa de facturación para empresas como Billin tener esto controlado será mucho más sencillo.

Escribir un comentario

5 Comentarios

  • Muy bien explicado. A veces no es sencillo expresar conceptos de contabilidad y el de cash flow no siempre es fácil de entender. Pero aquí sí la verdad. En mi empresa tenemos exactamente el mismo problema, el de la liquidez. Puede parecer un elemento secundario, pero convivir con ello no se lo aconsejo a ningún profesional. He visto cómo compañeros del sector han tenido serios problemas sin apenas sufrir en sus ingresos, todo por un cash flow negativo. Luego buscas inversión, tienes obligaciones, intereses, objetivos y se pone todo cuesta arriba simplemente por una mala organización. Lo importante, siempre intenta que tu rentabilidad esté reflejada en las cuentas con dinero de sobra por encima de los gastos, no solo para cubrir las necesidades económicas que tengas. Nunca sabes qué gasto imprevisto puede aparecerte o dónde vas a tener que invertir, por lo que contar con cero liquidez no es nada recomendable.

  • Muchas gracias por la explicación, la verdad es que estos conceptos no son siempre fáciles de entender. Yo pienso que lo importante en estos casos es el análisis. El cash flow no solo depende de cómo vaya la empresa, sino también de la previsión desde los departamentos comercial, de facturación, de contabilidad. Si contáis con un responsable en la empresa de controlar realmente el cash flow entre otras cosas, os aseguraréis de que contaréis con la previsión adecuada para tener liquidez en todo momento. Os lo digo por experiencia. En nuestra empresa la contabilidad no se hacía a nivel previo, sino posterior. Y claro, luego llegan los problemas. Este tipo de conceptos es importante que lo conozca todo el mundo en una oficina, por eso me ha alegrado tanto ver que se explica de una forma tan clara y cercana. Recomiendo definitivamente su lectura y la del resto del conceptos que se explican en el blog. Mis felicitaciones.

  • Sinceramente, no tenía ni idea de lo que el cash flow suponía. Soy autónomo profesional y mis cuentas no se ven tan afectadas por este concepto. Pero precisamente estoy leyendo este tipo de blogs informativos porque luego te das cuenta de que en realidad te están influyendo más de lo que creías. Es cierto que no es necesario ser un experto en cada parte concreta de los efectos económicos de un negocio para que te vaya bien. Pero en mi experiencia estoy descubriendo que si sabes lo que son puedes aprovecharlas para que el negocio te vaya mejor. Y si no consigues que vaya a mejor, al menos evitas algunas sorpresas. Por ejemplo, me ha gustado mucho saber que el cash flow estaba relacionado con la liquidez y no directamente con los ingresos. Es algo que hasta ahora no me había planteado y sin embargo explica buena parte de mis decisiones en mi negocio. Quizás a partir de ahora, controlando el cash flow y las inversiones que realmente puedo realizar, no vaya tan ajustado algunos meses.

  • Cuántos problemas se ahorrarían si estos conceptos estuvieran claros en todas las empresas. El cash flow es una parte primordial de la contabilidad. ¡Y cuántos errores se cometen creyendo que se sabe lo que es! Se indica perfectamente en el artículo. Trabajo en el sector y muchísima gente me argumenta sorprendida que no entiende por qué la empresa no puede hacer frente a sus gastos, si según los ingresos tienen de sobra para afrontarlos. ¡Pues no, no tiene nada que ver! Puedes tener unos ingresos desorbitados, ¿pero qué pasa si llegan dentro de 60 días o en unos ajustados plazos que no tienen nada que ver con tus compromisos de pago? Podrías verte pidiendo un préstamo para sufragar unos costes que tus ingresos no tendrían problema en afrontar. Si los tuvieras en el bolsillo, por decirlo de alguna manera, claro. Este tipo de información siempre es de agradecer y es muy importante que sea transmitido por parte de los directivos hacia el resto de empleados, que a veces no entienden determinadas decisiones de la empresa. Pero es que ingresos y gastos no son los únicos conceptos importantes para decir si una empresa va bien o no.

  • Mis más sinceras felicitaciones por estos artículos, son los más útiles de todos y están explicados en un lenguaje que entendemos hasta los menos “entendidos” jeje. En serio, no sabía nada sobre el cash flow ni sobre otros temas de los que estáis hablando en el blog y están resultando realmente útiles, al menos para mí. Algunos los estoy aprovechando, otros los puedo utilizar de forma práctica. Claro está que no todos consigues dominarlos y necesitas del apoyo de los mejores profesionales de los que puedas valerte para las cuentas de un negocio o de una empresa. Pero si vas anotando ciertas nociones de contabilidad, de fiscalidad, de facturación, de recursos humanos, al final tomas decisiones correctas con respecto a tu negocio. Al menos en mi caso me ha servido para saber cuándo invertir, cómo hacerlo y por cuánto tiempo, precisamente midiendo rentabilidad, gastos y liquidez. Estos artículos me ayudan mucho, gracias!!

Sobre el autor

Pedro González

Pedro González

¡Hola! Soy Pedro.Autor en Billin viviendo en Madrid, España. Me encanta escribir sobre todo lo relacionado con Negocio, Economía, y Empresa. Además, estoy interesado en emprendimiento y finanzas. Puedes leer todos mis artículos haciendo click sobre el botón de abajo, ¡espero que te gusten!