glosario contable>Balanza por cuenta corriente

¿Qué es Balanza por cuenta corriente?

La balanza por cuenta corriente es un término que manejamos frecuentemente al analizar la situación financiera de un país frente a otros países.

Es fundamental para comprender cómo se relaciona una economía nacional con el resto del mundo desde una perspectiva económica.

La cuenta corriente mide, de manera agregada, las transacciones que un país tiene con el exterior en un periodo específico. Estas transacciones incluyen el comercio de bienes y servicios, los flujos de rentas y las transferencias unilaterales.

Estructura de la balanza por cuenta corriente

La balanza por cuenta corriente se compone de varios componentes, cada uno con su importancia y especificidades.

Balanza comercial

El primer componente de la cuenta corriente es la balanza comercial. Se refiere al valor de las exportaciones de bienes de un país menos el valor de sus importaciones. Si exportamos más de lo que importamos, tenemos un superávit comercial, mientras que lo contrario da como resultado un déficit comercial.

Balanza de servicios

Otro componente clave es la balanza de servicios. Similar a la balanza comercial, pero enfocada en operaciones no físicas, como el turismo, los servicios financieros, y el uso de patentes o licencias.

Rentas

Las rentas se derivan de la inversión de residentes en el exterior y de extranjeros en el país. Incluyen intereses, dividendos y ganancias de capital. Una economía puede recibir ingresos por inversiones en el extranjero o, por el contrario, pagar rendimientos a inversionistas extranjeros.

Transferencias unilaterales

Las transferencias unilaterales son flujos sin contraprestación. Esto engloba las remesas, las ayudas al desarrollo o los donativos recibidos del exterior. No se espera ningún pago en retorno por estas transferencias, a diferencia de las anteriores categorías.

Importancia de la balanza por cuenta corriente

Entender la balanza por cuenta corriente es crucial para apreciar la solvencia y estabilidad de una economía. Una balanza por cuenta corriente positiva nos indica que el país es un prestamista neto frente al mundo, lo que sucede cuando tenemos más ingresos del exterior que pagos hacia él. Por otro lado, una balanza negativa señala que somos un deudor neto, dependiendo de la financiación del resto del mundo para cerrar esa brecha.

Ejemplos prácticos de la balanza por cuenta corriente

Ejemplo 1: Situación de superávit

Imaginemos que España tiene un año particularmente bueno en términos de turismo, recibiendo una cantidad significativa de visitantes extranjeros que gastan en servicios de hostelería, restauración y ocio.

Al mismo tiempo, empresas españolas que operan en el extranjero generan ganancias fundamentales. Si durante ese mismo periodo las importaciones y los pagos de renta al exterior son menores que los ingresos percibidos, entonces registraremos un superávit en nuestra balanza por cuenta corriente.

Ejemplo 2: Situación de déficit

Por otro lado, consideremos una situación en la que España importa grandes cantidades de energía debido a un incremento de los precios o una disminución de la producción nacional. Esto eleva el valor de nuestras importaciones muy por encima del valor de las exportaciones. Si además, los ingresos recibidos del extranjero por rentas y servicios no compensan esta diferencia, nos encontraríamos con un déficit en la balanza por cuenta corriente.

¿Eres autónomo o pyme?

Crea presupuestos, facturas y tickets sin coste para tu negocio.

Consigue Billin gratis gracias al Kit digital Acelera pyme del Gobierno.

Nosotros te ayudamos gratis con todos los trámites.

Introduce una dirección de correo correcta Introduce una dirección de correo correcta
Introduce una contraseña No se han cumplido los requisitos de contraseña
8 o más caracteres
Al menos 1 minúscula
Al menos 1 número
La dirección de correo introducida ya está presente en nuestra base de datos Error de servidor, pruebe más tarde por favor

*Solución 100% subvencionada para autónomos y empresas de 0 a 49 empleados gracias al Kit Digital.

Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, España Digital 2025, y Plan de Digitalización de Pymes 2021-2025 de los fondos Next Generation de la UE.