La pesadilla de ser autónomo en España

24 noviembre, 2018
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (No hay valaraciones)
Loading...

Ser autónomo en la actualidad en España es lo más fácil a vivir en un galimatías constante en el que las adversidades rodean cada paso que dan estos trabajadores por cuenta propia. A pesar de que la cultura de los emprendedores se está inculcando mucho en los últimos años, lo cierto es que las condiciones que los autónomos se ven en la obligación de soportar son leoninas.

Una de las cuestiones que levanta más indignación entre este colectivo es el relacionado con el IVA. Los autónomos tienen la obligación de pagar este impuesto a Hacienda, aunque todavía no lo hayan cobrado de sus clientes. Como los retrasos en los pagos están al orden del día, es habitual encontrar la situación en la que un trabajador tiene que adelantar un IVA que no ha recibido. Todas las medidas que se han intentado poner en marcha para paliar esta situación no han dado resultado y los autónomos son los que siguen pagando el pato.

Al margen del IVA, otro tema que no tiene visos de solucionarse en el corto plazo es el que tiene que ver con la cuota fija que tienen que pagar los autónomos. Se trata de una cantidad que no se encuentra sujeta al volumen de facturación del trabajador, por lo que en muchos casos termina traduciéndose en otro obstáculo que, en ocasiones, es muy difícil sortear. El hecho de tener que abonar la cuota desde el principio ralentiza el despegue de muchos negocios y aboca al fracaso a otros cuando sufren un periodo prolongado de descenso en las ventas.

La tarifa plana, solo un parche

La bonificación que se introdujo de la tarifa plana por valor de 50 euros para el primer año solo es un parche que no ofrece ninguna garantía a los autónomos porque solo pagan menos en el tramo en el que tienen más difícil generar beneficios estables porque ya se sabe que los inicios siempre son duros en todos los sectores.

Te interesará  Principales riesgos a tener en cuenta en el desarrollo de un nuevo negocio

Todo el escenario que estamos describiendo conduce con demasiada frecuencia al cierre de negocios que levantaron con mucho esfuerzo autónomos que, debido a la falta de liquidez, empiezan teniendo problemas para hacer frente a los pagos y terminan por desistir y echando la persiana, algo que es un auténtico drama para un país que todavía está intentando despegar y salir por completo de la crisis económica que tanto daño hizo.

Precisamente, el estallido de la crisis económica condujo a que el consumo se retrajera y los primeros en sufrir las consecuencias, ¡cómo no! fueron los autónomos. Sectores como la hostelería, el transporte y el comercio sufrieron de manera cruenta en sus carnes los efectos de la disminución del gasto por parte de la población. Además, desde las instituciones no se brindó ningún tipo de ayuda para que los trabajadores por cuenta propia pudieran afrontar esta difícil situación con un mínimo de garantías.

Ni las instituciones cumplen

Hablando de los organismos públicos, estos tampoco contribuyen a que el trabajo de los autónomos sea más digno abonando dentro del plazo legal los servicios recibidos. La Ley de Morosidad es muy clara y establece que en el sector público los pagos se deben realizar a 30 días. Sin embargo, la realidad dicta que el dinero llega a los bolsillos de los autónomos en más del doble de tiempo. Lo mismo sucede en el sector privado, donde los pagos se tendrían que realizar a 60 días, pero la espera de los trabajadores para cobrar está más cerca de los 80.

Con este escenario, acudir para obtener financiación es poco más que una misión imposible en toda regla para los autónomos. Las dificultades que encuentran para lograr inversores privados son extremas y los bancos exigen una cantidad de avales que dificultan sobremanera que los autónomos puedan obtener condiciones ventajosas para encauzar sus proyectos. Además, el patrimonio de muchos de estos trabajadores es reducido, lo que complica las negociaciones con las entidades financieras. Nuevo llamado a la acción

Pedro González, autor en Billin

¡Hola! Soy Pedro.Autor en Billin viviendo en Madrid, España. Me encanta escribir sobre todo lo relacionado con Negocio, Economía, y Empresa. Además, estoy interesado en emprendimiento y finanzas. Puedes leer todos mis artículos haciendo click sobre el botón de abajo, ¡espero que te gusten!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al registrarme acepto los términos y condiciones. Billin únicamente utiliza los datos personales en la medida necesaria para prestar sus servicios. Más detalles en nuestra Política de Privacidad.

Prueba nuestra APP