autonomos con discapacidad

Bonificaciones en la Seguridad Social para el autónomo con discapacidad

3 enero, 2018
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (No hay valaraciones)
Loading...

Emprender un negocio es algo difícil para cualquier persona. Pero aún más para las personas que tienen cualquier tipo de discapacidad, y que valientemente deciden emplearse por cuenta propia. Por eso, la legislación vigente les asegura cierta ayuda en forma de bonificaciones a la hora del pago de tributos y cotizar a la Seguridad Social.

A efectos de la Seguridad Social, se consideran discapacitados aquellos contribuyentes que acrediten un grado de discapacidad igual o superior al 33%, mediante certificado o resolución expedido por el Instituto de Migraciones y Servicios Sociales (IMSERSO) o por el órgano competente de las Comunidades Autónomas.

Bonificación en la tarifa plana de las cotizaciones a la Seguridad Social

La Seguridad Social pone a disposición del colectivo de personas discapacitadas que quieran desarrollar actividad como autónomos un tipo de ayuda o bonificación específica que reduce el importe a pagar por la cuota de autónomo mensualmente. Esta bonificación ha sido mejorada por la reciente aprobación de la Ley 6/2017, de 24 de octubre de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo, que para esta medida no entra en vigor hasta el 1 de enero de 2018.

Así pues, la medida va dirigida a los trabajadores por cuenta propia que tengan acreditada discapacidad, de acuerdo con lo dicho anteriormente, que causen alta inicial o que no hubieran estado de alta en los dos años inmediatamente anteriores en el RETA. Estas son las opciones:

  • Los que opten por la base mínima de cotización, pueden contar con una reducción a 50 euros mensuales por la cuota por contingencias comunes, incluida la incapacidad temporal, durante los 12 meses inmediatamente siguientes a la fecha de efectos del La cuota quedaría actualmente en 50 euros.
  • Los que opten por una base de cotización superior a la mínima que les corresponda, podrán aumentar la reducción hasta el equivalente al 80 por ciento de la cuota incluida la incapacidad temporal, durante los 12 primeros meses inmediatamente siguientes a la fecha de efectos del alta.

En cualquiera de los dos casos anteriores, con posterioridad al periodo inicial de 12 meses, y con independencia de la base de cotización elegida, pueden aplicarse el 50% de bonificación sobre la misma cuota durante 48 meses hasta completar un periodo máximo de 5 años desde la fecha de efectos del alta.

Bonificaciones para autónomos con discapacidad

Como suele ocurrir en este tipo de bonificaciones, si la fecha del alta no coincide con el día primero del respectivo mes natural, el beneficio correspondiente a dicho mes se aplica de forma proporcional al número de días de alta en el mismo.

Te interesará  ¿Qué debemos tener en cuenta en la solicitud de subvenciones públicas?

La bonificación también es de aplicación a los socios de sociedades laborales y a los socios trabajadores de Cooperativas de Trabajo Asociado, que estén encuadrados en el Régimen Especial de la Seguridad Social de los Trabajadores por Cuenta Propia o Autónomos, cuando cumplan los requisitos.

Además, aquellas personas discapacitadas que en el pasado se hubieran dado de alta como autónomos y disfrutando de la tarifa plana podrán igualmente beneficiarse de la misma una vez transcurridos tres años de baja en autónomos.

Beneficios a autónomos con discapacidad de la nueva “Ley de Autónomos”

En resumen, pese a que la bonificación para el autónomo con discapacidad ya existía anteriormente, la aprobación de la nueva Ley supone una mejora, pues le permite:

  • Incrementar el periodo de vigencia, pues antes sólo se aplicaba durante los seis primeros meses de
  • No es necesario cumplir el requisito de no tener personal contratado, que hasta entonces limitaba la bonificación al 50%.
  • Se favorece el acceso a la bonificación al reducir el plazo sin cotizar en autónomos a dos años y permitir que se beneficien los autónomos que reemprenden por segunda vez, siempre que hayan permanecido tres años de baja.

Ayudas para autónomos discapacitados

Otras bonificaciones que afectan a autónomos discapacitados

Hay que nombrar la consideración como gasto deducible, para la determinación del rendimiento neto en estimación directa, de las primas de seguro de enfermedad satisfechas por el contribuyente en la parte correspondiente a su propia cobertura y a la de su cónyuge e hijos menores de 25 años que convivan con él, cuyo límite máximo para personas con discapacidad es de 1.500€ deducción (para el resto desciende hasta 500€).

También se ha reformado con la nueva Ley la posibilidad de contratar hijos con discapacidad por parte de cualquier tipo de autónomo, que para este colectivo se amplía a hijos mayores de 30 años que convivan con él, siempre que se haga por cuenta ajena y no tengan derecho a desempleo a hijos que convivan con el autónomo en el domicilio familiar, si bien aquí se distinguen:

  • Personas con parálisis cerebral, enfermedad mental o discapacidad intelectual, basta con el reconocimiento del 33%.
  • Personas con discapacidad física o sensorial, necesitan reconocimiento del 65%, o haber causado alta por primera vez en el sistema de la Seguridad Social (si la discapacidad oscila entre el 33% y el 66%).
Nuevo llamado a la acción

Pedro González, autor en Billin

¡Hola! Soy Pedro.Autor en Billin viviendo en Madrid, España. Me encanta escribir sobre todo lo relacionado con Negocio, Economía, y Empresa. Además, estoy interesado en emprendimiento y finanzas. Puedes leer todos mis artículos haciendo click sobre el botón de abajo, ¡espero que te gusten!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al registrarme acepto los términos y condiciones. Billin únicamente utiliza los datos personales en la medida necesaria para prestar sus servicios. Más detalles en nuestra Política de Privacidad.

Prueba nuestra APP